Perfil

CAM Internacional ahora se llama Camino Global.

Fundada en 1890 como “Central American Mission” (Misión Centroamericana), Camino Global existe para hacer discípulos de Jesucristo, sirviendo entre y con hispanohablantes globalmente. Los primeros misioneros de CAM sirvieron en Costa Rica. Para el año 1900 CAM había establecido una presencia misionera en las cinco repúblicas de Centroamérica, enfocados en el evangelismo y la plantación de iglesias. Para mediados del siglo veinte sus ministerios se habían expandido hasta incluir México, España, Canadá e hispanos en EE.UU.A.


El personal de Camino Global, con algunos misioneros locales en Dallas, 
juntos celebraron el lanzamiento de Camino Global el 21 de mayo de 2012.

 

Continuando con sus 121 años de historia fructífera, hoy en día Camino Global está compuesta por 300 misioneros y personal de apoyo sirviendo en 26 equipos en 9 países y en 4 continentes. Esto incluye Uruguay y Colombia, los campos más nuevos en Sudamérica.  Los equipos se enfocan en compartir la jornada de transformación entre hispanohablantes en todo lugar, y en producir un número creciente de discípulos maduros quienes a su vez hacen discípulos a nivel global.  Estos ministerios se cumplen en el campo del mundo hispano así como también en línea con herramientas tales como obrerofiel.com.  El impacto de Camino Global se ha expandido globalmente y ha llevado a la movilización de hispanoparlantes a lugares como Albania, la India y las Filipinas. El potencializar hispanohablantes para cumplir con la gran comisión es el corazón de la visión de Camino Global para el siglo 21.

La palabra Camino implica vía, sendero o peregrinaje. La inclusión de la palabra Global describe el alcance de nuestro peregrinaje y refleja la diáspora de América Latina hacia todo el mundo. El nombre Camino Global hace más claro que nunca que los esfuerzos misioneros ya no se limitan a una región pero que verdaderamente se enfocan en todo el mundo al lado de la iglesia hispanoparlante.

Camino también tiene un significado bíblico, apuntando a Cristo. “Yo soy el Camino” (Juan 14:6).  Los misioneros y personal que sirven con Camino Global tienen un objetivo singular y claro: motivar a hispanoparlantes en todo lugar a unirse a Cristo”.